LA PRIVACIDAD PÚBLICA

Acabo de leer el ensayo El defensor de Salinas, mi admirado poeta, que incluye cinco ensayos de carácter divulgativo que escribió entre 1942 y 1946 durante su exilio puertorriqueño. El primero aborda un tipo de comunicación compleja y a distancia la de las cartas.

De quienes nacimos el siglo pasado y tenemos ya cierta solera, ¿quién no ha escrito una carta alguna vez? Y Salinas reconoce lo singular de las misivas: la distancia, la idealización del ausente transmutado en callado receptor, el feedback que se espera, su poder de autoexplicación antes de que el emisor se desentienda de ella, el afán de hacer literatura más o menos latente en quienes usan a su destinatario como una especie de narratario que, cuando se dan a la publicidad pierde el contorno para ceder el testigo al autor o sus musas (como Madame de Sevigné al contactar con su hija):

Todo el que escribe debe verse inclinado -Narciso involuntario- sobre una superficie en la que se ve, antes que a otra cosa, a sí mismo.

Además, destaca el valor metonímico de la letra (forma cristalizada de ademán, un prisma que refleja muchas luces interiores de la persona), que como los gestos, nos traen reminiscencias de su autor. De ahí la importancia que adquiere la caligrafía frente a la estandarización de la letra de imprenta.

Todos ellos muestran ‘la preocupación del autor por el riesgo (si ya era actual en su época, ¿qué diremos ahora?) que corren ciertas “formas tradicionales de la vida del espíritu’. Porque en definitiva este es el ensayo de la defensa de una capacidad eminentemente humana, la del lenguaje:

No habrá ser humano completo, es decir, que se conozca y se de a conocer, sin un grado avanzado de posesión de su lengua. Porque el individuo se posee a sí mismo, se conoce, expresando lo que lleva dentro, y esa expresión solo se cumple por medio del lenguaje. (…) Hay muchos, muchísimos inválidos del habla, hay muchos cojos, mancos, tullidos de la expresión.
 
Tras la correspondencia, toca el turno de hablar sobre los libros. Los libros como objeto de deseo, como elemento de apropiación material o como promesa de lo que esconde. Y da cabida a la crítica editorial y a la imposibilidad material de leer sino una mínima parte de la ingente lista de títulos que se publica constantemente. Por lo que se decanta por los clásicos probados antes que por la novedad de moda, al aludir a la necesidad de aprender a leer buenas lecturas, para lo que es necesario un mediador comprometido con la causa, un buen profesor. Sólo así nos convertimos en lectores y no en simples leedores. Pero ese canon no ha de ser una lista cerrada, sino fluida y adaptada a la personalidad, gustos e intereses de cada cual:
Estos dos problemas, artificialmente separados, el qué se lee, y el cómo se lee, van siempre resueltos juntamente en una buena educación.
Y es que considera que ante la lectura hay dos tipos de analfabetos, el original y el neoanalfabeto o analfabeto funcional. Y que se acaba produciendo una especie de simbiosis entre el hombre y su lengua natural, o un proceso de ósmosis entre el propio lenguaje conformador y los signos conformados que toman la batuta. Porque los símbolos, convencionales, complejos, abstractos, imponen su arbitrariedad y acaban reconvirtiendo el idioma de quienes los inventaron.
De ahí que sea partidario de  la minoría lectora frente a la literatura primaria a la accede la mayoría. Esta es la literatura mercantil, bestseller. Aquella la que se aferra a la cultura.
Dos direcciones que hacen una buena reseña de la obra:
http://retratoliterario.wordpress.com/2009/02/11/el-defensor-de-pedro-salinas/
http://santino.blogia.com/2009/090801–em-el-defensor-em-de-pedro-salinas.php
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: